Please follow and like us:
Facebook
YouTube
Instagram

 

 

Parte de las siguientes palabras son muy duras de soportar para el ego, así que estás a tiempo de no leerlo, tú sabrás, sentirás, intuirás o experimentarás si tiene sentido seguir o no, eso ya es cosa tuya porque nada se pretende ni nada se pide.

 

 

Las personas, haciendo mención a aquellos que se identifican con la mente, viven atrapadas en la dualidad; da igual que se les consideren identificados como mundanos o como espirituales; da igual que perciban desde la mente analítica o perciban atisbos de lo sublime, majestuoso y bello que se puede contemplar más allá del dominio de la mente. Al final, todos, sin excepción, salvo aquel que leyendo esto no se dé por aludido porque experimenta Consciencia y no lo rechace por el dominio del ego y sin consciencia de ello, permanecen atrapados en la dualidad. Pasar no pasa nada, porque la indivisibilidad interna es una experiencia que hace que se fluya sin resistencia, y el ego, siempre opone resistencia a los cambios naturales, entendiendo como cambios naturales los que colaboran en conscienciarse verdaderamente de lo que se Es y de lo que no se Es y de profundamente, entregarse conscientemente al fluir natural.

Hay otros mensajes que percibiréis más sentido, como:

No les odies por lo que dicen o hacen, Ámales por quienes Son.

La paz es una experiencia interna.

 Experimentar la Luz, y desaparecerá la oscuridad de vuestras vidas.

y en muchos otros que se comparten en los libros o en las charlas. En verdad, esto es una invitación a vuestra rendición total, a la entrega consciente al momento (o a la etapa que surge) sin resistencia alguna. Dejar ya de analizar la vida, (desde el condicionamiento analítico, creencias limitantes) y entregaros a experimentarla conscientemente y en todo su esplendor, unificando lo terrenal, lo celestial y lo Divino. Cuando verdaderamente hay fluidez, no se actúa o se deja de actuar por condicionamientos mentales o sensitivos o creencias, no hay resistencia sino naturalidad. El momento por el que cada uno pasa es perfecto, pero ser conscientes de las innumerables identificaciones que surgen en el camino y que hacen que no fluyáis con consciencia. Pero podéis estar tranquilos, la Existencia no tiene prisa y todo lo que experimentéis se impregna en vosotros y es la oportunidad de experimentar, así que sea lo que sea y estéis como estéis y percibáis como percibáis y fluyáis o no fluyáis, todo está bien y es perfecto como Es. Al final, todo es ilusión, tanto el propio camino como el propio caminante como incluso su experiencia; pero tened presente, que dentro de la ilusión, todo vibra y aquello que se genera tiene su repercusión, aunque sea dentro de la ilusión.     

 

 La Libertad es un estado interior, no consiste en un libre movimiento;

cuando la experimentas interiormente el lugar no es lo importante.

Para sentir la Libertad, para ser libre real e interiormente,

se ha de experimentar la Auténtica Paz, la Paz que fluye, la Paz que Es,

independientemente del exterior y de sus circunstancias.

Libro: Viaje a la Divinidad

 

  Trascendiendo la identificación con todo rol,se experimenta la Libertad

que conlleva la desvinculación con la limitada perspectiva de la ilusoria figura del yo…

Libro: Viaje a la Divinidad

 

Al dejar de permanecer bajo el dominio del miedo,

te trasformas en un vehículo manifestante de Libertad,

cuya Presencia colabora a que otros trasciendan sus propios miedos

y experimenten Libertad…

Libro: Viaje a la Divinidad

 

 Mientras hay búsqueda, hay inquietud. Y si hay inquietud, hay sufrimiento.

Permanece libre de sufrimiento, libre de toda búsqueda.

Experimenta la Verdad que te hace libre.

Libro: Trascendencia

 

La auténtica libertad se experimenta cuando se permanece consciente.

La consciencia es libertad, sin ella, se permanece prisionero de la inconsciencia.

En la consciencia no hay identificación con la mente,

teniendo presente que es una herramienta que se puede reeducar.

En la consciencia se va más allá del dominio del ego, del odio, del miedo,

del orgullo o de la búsqueda de los intereses,

y se deja de percibir a las personas como enemigos o como rivales.

Libro: 2027 Cambio Consciencial

 

Si tienes que convertir la libertad en un concepto para analizar si eres libre,

es que no lo eres. La Libertad es una experiencia interna.

Libro: 2027 Cambio Consciencial

 

 No experimentarás libertad interior

hasta que dejes de buscar el bienestar interior en el exterior;

porque este, tan solo ofrece instantes fugaces de satisfacción.

Libro: 2027 Cambio Consciencial

 

Si te identificas con la mente, si te identificas con unas creencias,

tienes un determinado prisma que necesitas mantener

y buscarás el alimento de las mismas, para así permanecer acorde a ellas

y vivir acorde al sentido de identidad que te ofrecen.

Entonces, ¿experimentas libertad?

Libro: 2027 Cambio Consciencial

 

No hay libertad cuando el ego te domina. Eres su esclavo.

Libro: 2027 Cambio Consciencial

 

En la inconsciencia hay sufrimiento, en la consciencia hay libertad.

Libro: 2027 Cambio Consciencial

 

Hay una gran diferencia entre la aceptación y la resignación.

En la resignación hay sufrimiento, en la aceptación hay libertad.

Libro: 2027 Cambio Consciencial

 

Aquel que deja de buscar, experimenta libertad.

Aquel que no necesita encontrar, es libre para experimentar.

Libros de Nunc

Para ser libre, has de ir directo al Origen, sin intermediarios.

Trabaja en tu propia experiencia interna de libertad, pues…

Aquel que no fluye con Comprensión interior, no es libre, aunque sea un trotamundos.

Aquel que fluye con Comprensión interna de la Experiencia, es libre,

aunque viva en una habitación.

La Libertad es interior, es estar dotado de Vida, independientemente de la actuación externa,

ya sea pasiva o activa.

La Libertad interior hace salirse de la prisión de la forma,

independientemente de las circunstancias.

Libro: Perspectivas

 

Todo aquel que permanece en el dominio de la mente,

está prisionero en la jaula que la propia mente crea.

Todo aquel que permanece en el dominio de la perspectiva espiritual,

está prisionero en la jaula que la mente crea.

Libros de Nunc